Acerca de Nosotros

Acerca de Nosotros
Excelsio

Lo último

Navegación

Opinión | Amor de Esposos

Daniel Quintero Trujillo* | El 24 de Abril  se conmemora el 48 aniversarios de mi unión  matrimonial con Alicia González Aponte, fecha en la que juramos ante Dios "  amarnos hasta que la muerte nos separe"  teniendo siempre presente  los preceptos del evangelio   que nos enseña  que el Matrimonio es un sacramento de unión indisoluble “Lo que Dios une, el hombre no lo puede separar”. Mateo 19:5-6).

En todos estos años han transcurrido bellos  acontecimientos que lo hemos disfrutado día a día con la misión de consolidar la  mejor empresa afectiva como es el HOGAR donde nuestras hijas Carolina y Tathiana han adornado nuestras vidas ,como dos bellas rosas nacidas en un jardín lleno de paz y armonía.

Durante este tiempo hemos crecido como personas,padres y profesionales en Psicopedagogía ,unión que ha llegado a la plenitud de un amor consolidado en el afecto tranquilo ,ofreciendo  protección a nuestras hijas como el mas grande tesoro que Dios nos haya regalado,siendo ellas  fieles  testigos  de las las horas que hemos pasado viviendo eternamente enamorados,ya que hemos sido fieles al principio que un hogar se construye día a día con pequeños detalles de amor; afirmación que implica continuar con  las manifestaciones de afecto y cortesía propias del noviazgo durante la vida de casados; porque el éxito de un matrimonio es semejante al cuidado que exigen las plantas del jardín:deben regarse para que la sabia continúe fortificando su existencia.

Este amor de esposos es la consecuencia  lógica de practicar principios de relaciones interpersonales pisitivas como la aceptación incondicional del uno al otro,una aceptación libre de prejuicios donde solo  nos importe el amor de esposo; una mutua comprensión que nos haga sentir  los mutuos problemas y necesidades, siempre buscando la felicidad ; además,una comunicación  permanente que nos hace compartir las experiencias vividas en el trabajo, las diarias vivencias con los hijos, nuestras alegrías y preocupaciones, nuestras ideas o desilusiones vividas fuera del hogar; temas que nos acerca para reflexionar y el fortalecer  la relación de pareja,evitando que la TVE ,el celular o el internet distancie a la familia al quitarnos un precioso tiempo que podría utilizarse para observar y escuchar a nuestra pareja  o a nuestros hijos .

Esta comunicación de la pareja debe utilizar el lenguaje de la ternura y evitar palabras ofensivas que hieren y lastiman el corazón,pues no debemos olvidar  que el amor de pareja es para vivir y construir un mundo feliz  y no para vivir como si se estuviese en una batalla campal donde unos y otros van a salir con heridas que dejaran huellas imborrables.

La vida de pareja debe también  fortalecer la confianza mutua en el manejo de la economía del hogar, llevando una sola contabilidad ,evitando las deudas difíciles de pagar que lo único que trae son preocupaciones y fuga de buena energía psíquica tan necesaria para la buena salud mental ; y el distanciamiento prolongado de cualquiera de los esposos  por  tener que trabajar en lugares lejanos ya que las ausencias en el hogar causa enfriamiento  en la relación de pareja o como se dice  en el argot cristiano "No tienen vino" y entonces  tenemos que recurrir como la virgen María a pedirle Jesus para que se  vuelva a repetir el milagro de las bodas de Cana de Galilea que refiere el Evangelio de San Juan.

Además ,de esto principios es necesario  construir una estructura  moral dando cumplimiento a los 10 mandamientos De la ley Divina  que  nos hace  hombres y mujeres honrados y responsables ,llevando a Dios en el Corazón e entronizado en el hogar,para  que cada día ,antes de que aparezca el sol  y bien entrada la noche ,estemos oramos juntos  para dar gracias al creador del universo por los beneficios recibidos,pidiendo además,protección por este  vínculo sagrado que debe perdurar hasta la muerte.

Finalmente quiero recordar las palabras que el día de nuestro matrimonio exprese ante el altar  de la Capilla del Hospital de Tunja  y que bien merece estar enmarcadas en la pared de nuestra alcoba como una guía en el camino que los esposos unidos en el amor deben recorrer:

"Yo Daniel de Jesus Quintero Trujillo,te recibo a ti Alicia Gonzalez Aponte como mi esposa y prometo guardarte fidelidad en la alegría y en el dolor ,en la pobreza y en la prosperidad; en la salud y en la enfermedad; para amarte y honrarte hasta que la muerte nos separe".

Palabras que prendieron la hoguera del amor y que hoy flamean como antorcha dando testimonio que es en el hogar donde los esposos contribuyen con el ejemplo a educar en principios de ética y moral  a las nuevas generaciones para dejar como legado una sociedad organizada con respeto a la dignidad humana.
---
*Educador y Escritor.
Danielquintero47@gmail.com

Share

Excelsio Colombia

Excelsio, Primer Periódico Virtual de Boyacá - Colombia.

Publica un comentario:

0 comments:

¿Qué opinión tienes acerca de esta noticia? Publica un comentario, no te quedes callado.

Ingresa aquí tu mensaje.
Términos y Condiciones de Excelsio.