Acerca de Nosotros

Acerca de Nosotros
Excelsio

Lo último

Navegación

ATENCIÓN

Excelsio - Noviembre 2005 - Noviembre 2017
Tras doce años de servicio este sitio web ha cerrado de forma definitiva sus actividades.

Gracias por su visita.



Si desea deje un comentario o utilice el buscador para acceder a nuestro archivo de noticias.


Desarticulan red de microtráfico que delinquía en Boyacá y Cundinamarca

Con la captura materializada por miembros del CTI Boyacá, de Claudia Patricia Fajardo Peña, quedó desmantelada por completo la red de expendio de estupefacientes Los Camaleones, la cual tenía azotadas las poblaciones de Tunja y Duitama en Boyacá, así como tenía injerencia en Bogotá y Soacha (Cundinamarca).

Fajardo Peña, quien al parecer se desempeñaba como expendedora, sería la última integrante de esta estructura delincuencial que faltaba por capturar luego de que en una investigación, adelantada durante varios meses por la Seccional Boyacá, se identificara y judicializara a los demás integrantes de Los Camaleones.

La aprehensión de Claudia Patricia Fajardo Peña se realizó en Bogotá después de meses de seguimiento e inclusive la expedición de una circular azul, como medida de prevención en caso de que hubiera salido del país.

De acuerdo con la investigación, este grupo delincuencial tenía como modus operandi el envío de alguno de sus integrantes a los municipios boyacenses, con el fin de apoderarse de zonas proclives al consumo y posterior venta de estupefacientes; una vez posicionados en los sectores, eran reemplazados por otros miembros  cada 6 meses máximo, con el fin de evitar el accionar judicial.

Por medio de interceptación de comunicaciones, informes de agente encubierto y testimonios recolectados, se estableció que el líder de Los Camaleones, alias Dios Todo Poderoso o Ñato, entregaba cantidades considerables de estupefacientes a los miembros de la organización, quienes las comercializaban utilizando para ello un lenguaje cifrado como: bombas, tequila, cristina, tomates, limones y camisas, entre otros.

Así, para esta organización criminal, una bomba equivalía aproximadamente a diez gramos de bazuco, cuyo valor oscilaba entre $50 000 y $70 000. El bazuco también era comercializado en cápsulas, las cuales eran vendidas a precios entre $4000 y $6000; mientras que el estupefaciente conocido como perico era comercializado en felpas o colmillos por un valores que oscilaban entre $20 000 y $30 000, y la marihuana tenía un costo de $3000 en adelante, según la cantidad.

Con las pruebas recolectadas, en febrero de 2017 se realizaron cinco diligencias de registro y allanamiento en la localidad de Ciudad Bolívar y Usaquén, en Bogotá, donde se logró la captura de 11 personas por orden judicial por los delitos de concierto para delinquir y tráfico, fabricación o porte de estupefacientes; la captura en flagrancia de una persona más por el delito de fabricación, tráfico, porte o tenencia de armas de fuego, y la incautación de 3 armas de fuego.

Entre febrero ─cuando se inició la operación para impactar a la banda─ y abril últimos, se capturaron en total 14 presuntos integrantes de los Camaleones, incluyendo a  Claudia Patricia Fajardo Peña, quien aceptó los cargos por los delitos de concierto para delinquir y tráfico, fabricación o porte de estupefacientes. La mujer fue recluida en la Cárcel del Buen Pastor de Bogotá.

Share

Excelsio Colombia

Excelsio, Primer Periódico Virtual de Boyacá - Colombia.

Publica un comentario:

0 comments:

¿Qué opinión tienes acerca de esta noticia? Publica un comentario, no te quedes callado.

Ingresa aquí tu mensaje.
Términos y Condiciones de Excelsio.